En vivo...

Estás escuchando...

Milenium Clásica

Panorama Mileniuminstagram @fmmilenium twitter @fmmilenium facebook @fmmilenium

"La situación es difícil para todos, principalmente para los familiares de los tripulantes."

 

La Armada Argentina informó este lunes que la meteorología "no es óptima", pero "no dejamos de buscar" al submarino ARA San Juan, que desapareció hace 26 días con 44 tripulantes a bordo. "Pero dejamos de buscar"

"La situación es difícil para todos, principalmente para los familiares", sostuvo el vocero de la Marina, Enrique Balbi, en la conferencia de prensa del día. Y agregó que se investiga un nuevo indicio a 1.000 metros de profundidad.

A casi un mes del último contacto con el ARA San Juan, todavía es un misterio qué sucedió el 15 de noviembre cuando el sumergible navegaba rumbo a su apostadero en Mar del Plata a la altura del golfo San Jorge

Allí el comandante informó que había ingresado agua a la nave, que se había producido un cortocircuito con principio de incendio, que las baterías de proa estaban fuera de servicio y que se encontraba en inmersión, propulsándose con circuito dividido.

8 días después de la última comunicación, la Armada confirmó que el mismo miércoles se produjo un evento "consistente con una explosión". Una semana después Balbi admitió que ya no buscaban sobrevivientes

Desde entonces, con apoyo internacional y tecnología de última generación, comenzó un operativo para encontrar la nave.

El área de búsqueda, un radio de 40 kilómetros con profundidades de entre 200 y 1000 metros alrededor de donde se registró la explosión, ya se barrió 2 veces: 7 indicios fueron descartados.

Balbi explicó que también rastrillarán la ruta que el submarino hubiera hecho hacia Mar del Plata.

En las últimas conferencias Balbi habló de las complicaciones de la superficie donde se busca al submarino. "Es como buscar un cigarrillo de 6 centímetros en una cancha de fútbol de 100 metros por 40", comparó. También, le cedió la palabra a un experto en hidrografía para que explicara las complejidades del talud continental.

Ayer el buque estadounidense Atlantis concentraba sus tareas en verificar otro indicio que se encuentra a 700 metros de profundidad.

La jueza federal que investiga el caso, Marta Yáñez, se mostró hasta ahora optimista en cuanto a llegar a una conclusión que explique qué sucedió con el San Juan. "Manejo 2 o 3 hipótesis y no sé hasta que nivel de responsabilidad llega esto", dijo ayer a Clarín. Y aseguró que ya empezó a analizar la documentación que le envió la Armada.

Fuente: Clarín